jueves, 25 de julio de 2013

MISIONES SANTA ISABELTU SERÀS LA LUZ

MISIONES PIURA CUENCA
                                     FRATERNIDAD  MISIONERA CATÓLICA VERBUM DEI”
          



¡TU SERAS LA LUZ!



Liturgia Diaria
Y TEMÁTICA

Cuenca 26-30  julio de 2013
SANTA ISABEL
¡Bendice alma mía al Señor!

¿Por qué quiero Evangelizar?
Porque ansío cambiar el odio en amor, la tristeza en gozo, la angustia y desesperación en optimismo y esperanza, la enfermedad y muerte en vida y resurrección.
Porque anhelo ver amanecer una luz radiante en tantos rostros sombríos, en tantas vidas apagadas, en tantos corazones lúgubres, en tantos pueblos que yacen en las tinieblas y sombras de muerte.
Porque me apremia poner en movimiento a tantas vidas paralizadas, sin rumbo ni sentido, ni ansias de vivir; aburridas y aletargadas, entre dudas y sospechas, incertidumbres e indecisiones, vacíos y complejos, que las quiebran y atrofian para siempre.

Jaime Bonet Bonet FMVD.    
  
  Viernes 26 DE JULIO
La fe se fortalece dándola
Oración de inicio
¡Corazón de Jesús, tiende una mirada hacia las tierras de misiones  y hacia los trabajos de los misioneros tus hijos, quienes, por tu amor y por el de las almas, tan preciosas para Ti, han abandonado su casa, su patria y sus cariños más íntimos. Bendice sus trabajos y concédeles la gracia de repartir el pan de la divina Palabra entre los mendigos de la Verdad. Hazles sentir que Tú estás con ellos en sus trabajos y preocupaciones, y dales la gracia de perseverar hasta el fin en la vida de abnegación para la que los has escogido:

Sagrado Corazón de Jesús, por amor de tu misma gloria, protege los esfuerzos de tus Misioneros. ¡Maestro Jesús, guíanos!
¡María, Madre de Dios, danos su paz!
¡Espíritu Santo, ilumínanos!
¡,bendice a todos tus misioneros, rueguen a Dios Todopoderoso
, y sigamos viviendo en armonía y paz!
¡Que Dios nos bendiga a todos! Amén.




Ilumina Señor  nuestro familias, lugares de trabajo, lo que hacemos y lo que somos


JESÚS ES LA RESPUESTA
Canto inicial:                                “Tu mi discípulo”
Himno

Estate, Señor, conmigo
siempre, sin jamás partirte,
y, cuando decidas irte,
llévame, Señor, contigo;
porque el pensar que te irás
me causa un terrible miedo
de si yo sin ti me quedo,
de si tú sin mí te vas.

Llévame en tu compañía,
donde tu vayas, Jesús,
porque bien sé que eres tú
la vida del alma mía;
si tú vida no me das,
yo sé que vivir no puedo,
ni si yo sin ti me quedo,
ni si tú sin mí te vas.

Por eso, más que a la muerte,
temo, Señor, tu partida
y quiero perder la vida
mil veces más que perderte;
pues la inmortal que tu das
sé que alcanzarla no puedo
cuando yo sin ti me quedo,
cuando tú sin mí te vas. Amén.


SALMO  8: Canto:    TODO SER QUE ALIENTA

Todo ser que alienta alabe al Señor,
y que el respirar sea una alabanza a Dios.
Que ningún ser vivo quede sin cantar
al Dios de la vida al Dios de la paz

Alabadle porque es grande, alabadle porque es bueno,
alabadle porque es Dios, alabadle por su amor.
Alabadle con guitarras, con bandurrias y tambores,
danzad para el Señor, porque Él es nuestro Dios.

LECTURA BIBLICA
.
Evangelio según San Mateo  13, 16-17
¡Dichosos los ojos de ustedes, que ven!; ¡dichosos los oídos de ustedes, que oyen! 7Yo se lo digo: muchos profetas y muchas personas santas ansiaron ver lo que ustedes están viendo, y no lo vieron; desearon oír lo que ustedes están oyendo, y no lo oyeron.
Reflexión breve:
La alegría que hemos recibido en el encuentro con Jesucristo, a quien reconocemos como el Hijo de Dios encarnado y redentor, deseamos que llegue a todos los hombres y mujeres heridos por las adversidades; deseamos que la alegría de la buena noticia del Reino de Dios, de Jesucristo vencedor del pecado y de la muerte, llegue a todos cuantos yacen al borde del camino pidiendo limosna y compasión. La alegría del discípulo es antídoto frente a un mundo atemorizado por el futuro y agobiado por la violencia y el odio.  Felices nosotros que vemos al Señor, que podemos percibir su presencia en medio de todo. Èl mismo se nos ha dado a conocer La alegría del discípulo no es un sentimiento de bienestar egoísta, sino una certeza que brota de la fe, que serena el corazón y capacita para anunciar la buena noticia del amor de Dios. Conocer a Jesús es el mejor regalo que puede recibir cualquier persona, haberlo encontrado nosotros es lo mejor que nos ha ocurrido en la vida, y darlo a conocer con nuestra palabra y obras es nuestro gozo.
(Doc. Aparecida, n32)
Preces: espontáneas


¡Padre Santo! te pedimos por nosotros los jóvenes,  que somos la esperanza del mundo,  no te pedimos que nos saques de la corrupción
sino que los preserves de ella. 

¡Padre! No permitas que nos dejemos llevar por ideologías mezquinas.
que descubramos que lo más importante no es ser más, tener más, poder más, sino servir más a los demás.

¡ Padre! Enséñanos la verdad que libera, que rompe las cadenas de la injusticia, que hace hombres y forja santos.

Por en cada uno de nosotros, un corazón universal que hable el mismo idioma, que no vea el color de la piel, sino el amor que hay dentro de cada uno.

Un corazón que a cada hombre le llame hermano, Y que crea en la ciudad que no conoce las fronteras, Porque su nombre es universo, amistad, amor, Dios. ¡ Padre Santo! Cuídanos a todos los  jóvenes. Amén.


                SÁBADO 27  DE JULIO
ORACIÓN DE LA MAÑANA
Canto inicial: Querido Padre
AMBIENTACIÒN
Jesús es aquel maestro que forma discípulos, como el gran alfarero los hace enamorarse de Jesùs, los educa para que escuchen su palabra, a fin de que contemplen su rostro, los conforma a su humanidad bien- aventurada, Jesùs seduce a los discípulos con una propuesta singular:  El Reino de Dios ya està en medio de ustedes y es para todos.  Consiste en anunciar la vida, la salvaciòn, la esperanza, para todos, en especial para los pequeños, los dolientes, pecadores y marginados.
El sueño de Dios es la humanidad viva como un pueblo nuevo, como una familia unida, cuidando de los necesitados.  Amándose y perdonándose.
En esta mañana que iniciamos la primera jornada de misiones, nos ponemos en la presencia de Jesús, para dejarnos modelar a la manera de su voluntad m como una vasija que quiere ser ùtil y valiosa a la gran misiòn que ella tiene que cumplir, siendo acogedora y dócil en la obra que Dios le tiene preparada.
Dispongamos a renovar nuestro llamado misionero de ser portadores del evangelio a toda la humanidad y especialmente en los lugares que nos encontramos.
Himno